Translate

No olviden comentar ;)

miércoles, 12 de febrero de 2014

Ira, por Morgan

Ojalá les guste.
Un abrazo enorme. Nos leemos pronto. ;)


Morgan
- ¿Cathy? - la llamé al ver que se alejaba de donde montábamos guardia. No pareció escucharme pues siguió avanzando.
Eso era raro, me alarmé.
El ataque contra Carrie había pasado apenas unos días atrás, por eso veníamos en parejas a vigilar, para no tener problemas con ningún tipo de hechicero, bruja o demonio, para cuidarnos.
- ¡Cathy! - grité ahora pero igual siguió avanzando hasta desaparecer de mi vista.
Estaba por irme tras ella.
- Son $12.50 joven - me detuvo el señor de los helados. Había olvidado que ya los tenía en la mano.
- Sí, lo siento, es que mi novia se... - "mi novia", eso sonaba muy bien, sonreí casi sin querer. Saqué el dinero apresuradamente de mi bolsillo, pagué y seguí el camino que ella había tomado.
La perdí sólo un instante, unos cuantos segundos.
Cathy estaba de pie ante unas jardineras desde donde casi todo el parque podía verse, yo me había sentado ahí un par de veces cuando acompañaba a Carrie a patinar mucho antes de que le dijera que era una de las descendientes de Calixto.
Un chico, un tipo con un rostro familiar estaba ahí, sentado y sonriendo.
Era el chico, el Príncipe, a quien estábamos buscando, ¡Cathy lo había encontrado! Corrine se salvaría. Sonreí feliz por eso, lleno de emoción sincera... Hasta que lo vi... Bajar de un salto de las jardineras, avanzar hasta Cathy, sonriente, alegre, feliz... más de lo que él debería en esta situación, y acercarse tanto a ella para... besarla.
No puedo describir lo que sentí.
Fue como si me sacaran el aire de los pulmones.
Como si detuvieran mi corazón con un hechizo asesino...
Pero peor. El triple de peor.
Él la estaba besando.
A Cathy, a mi Cathy. A la que apenas un minuto atrás le había llamado mi novia y me había gustado cómo sonaba decirle así.
Cuando reaccioné él seguía pegado a ella y yo tenía mis manos embarradas del helado que había aplastado del enojo contenido.
Sé que cometí una imprudencia.
Sé que lo que hice después pudo habernos causado muchos problemas si alguien hubiera estado lo suficiente atento a su alrededor, pero en ese momento no lo pensé y aunque lo hubiera pensado no me habría importado.
Avancé dos largos pasos hacia ellos y con una ráfaga de viento saliendo de mi cuerpo lo alejé de ella. Una ráfaga bastante fuerte para mandarlo a volar hasta las jardineras donde él había estado esperando.
Cathy reaccionó, volteó hacia mí y me gritó:
- ¿Estás loco Morgan? - Miró alrededor, yo no me molesté en ello, y supongo que al darse cuenta de que nadie nos miraba como fenómenos tomó la decisión más hiriente del mundo, hiriente para mí, claro, pues me dolió como una puñalada con un cuchillo envenenado. Algo que por cierto sí había sentido, hace apenas unas semanas, y duele mucho. Cathy corrió hacia él.
- ¿Estás bien? - le preguntó.
La rabia y el dolor me invadieron.
El chico se estaba enderezando con ayuda de Cathy, pero iba a tardar poco en regresar al suelo. Levanté una ráfaga de viento alrededor mío dispuesto a lanzarla de nuevo hacia él. Era una ráfaga asesina, lo sé porque incluso el cielo se nubló sobre nosotros debido al poder concentrado en mi interior.
- ¿Estás bien? - repitió ella y lo enderezó sobre su brazo. Acariciando su rostro con la mano libre mientras el chico abría los ojos un poco aturdido y tomaba su mano.
Lancé la ráfaga.
Cathy la descubrió y levantó una muralla de tierra frente a ellos justo a tiempo para protegerlo a él.
La deshizo de inmediato y me enfrentó.
- ¿Qué demonios te sucede? Nos estás poniendo en riesgo.
- Aléjate de él - fue lo único que respondí.
- Aléjate tú de nosotros - me advirtió.
El aire se enfrió, yo me enfrié. Esto que sentía era algo nuevo, pero poderoso.
El tiempo estaba detenido. ¿Cuándo se había detenido?
- ¡Morgan! - era la voz de Mark, no me importó.
- ¡Allison, Mark, hagan algo! - les pidió Carrie.
Me elevé en el aire, estaba furioso y él iba a pagar mi furia.
Cathy dejó a un lado al tipo aquél, que nos veía con los ojos muy abiertos.
Relámpagos empezaron a surgir de mis manos y estaban dirigidos a él.
Cathy contraatacó. ¿Por qué lo defendía así?
Las ramas de los árboles más cercanos a mí ascendían para atraparme, lo lograron, yo no iba a defenderme de ella, pero eso no impidió que mi poder fuera suficiente para poder aniquilar al hombre que la había besado.
- ¡Morgan contrólate ya! - me advirtió Carrie con una bola de fuego en sus manos.
No le hice caso.
- ¡Morgan, por favor! No quiero tener que hacer esto.
- ¡Hazlo Carrie! - le gritó Cathy. Estaba en mi contra - ¡Hazlo ya!
Apretó más las ramas alrededor de mis brazos, mis piernas y mi cuello.
- ¡Morgan, detente!
- ¡Lo haces tú o lo haré yo Carrie! - y las ramas apretaron más.
Mi poder estaba haciendo que nevara. Pero sus palabras. Ese "Lo haces tú o lo haré yo", fueron suficientes para detenerme.
El clima regresó a su normalidad, pero yo seguía en el aire. Cathy apretó más las ramas. Poco más y me hubiera empezado a asfixiar.
No aflojó la fuerza.
- Bájalo Cathy - se le acercó Mark e intentó bajar las manos de su hermana, pero ella se resistió - Cathy, bájalo - ordenó ahora. Ella no hacía caso, todo lo contrario, apretó un poco más las ramas - 
- ¡Bájalo Cathy, no ves que ya se detuvo! - le gritó Carrie.
El aire se me iba.
- ¡Lo estás ahorcando Cathy!... 
- ¡Cathy!
Carrie me lanzó una bola de fuego, sentí calor, mucho calor, pero no me quemaba. Carrie sólo estaba quemando las ramas que me estaban asfixiando.
- ¡¿Qué diablos les pasa a todos?! - nos gritó cuando regresé al suelo con menos violencia de la que creí pues Mark estaba ahí, ayudándome a bajar.
- Él intentó matarnos - me acusó Cathy.
- ¿Es eso cierto? - me preguntó Mark.
- Sólo lo quería matar a él - confesé.
- ¿Por qué? Si se puede saber - me miró Allison acusadora. Deduje el por qué, él era la única posibilidad que habíamos pensando para salvar a su hija.
- Besó a Cathy.
- ¿Qué? - la voz de Carrie era de sorpresa y confusión.
- Eso no justifica que me hayas querido matar - me gritó Cathy.
- No te quería matar a ti. Mi poder sólo iba contra él. - le grité también.
- ¡Basta los dos! - nos ordenó Mark y cuando Carrie estaba a punto de hablar corrigió - Basta todos. ¡Ahora!
Carrie no habló más. Nadie.
Miramos al rededor. Todo estaba detenido. Los chicos en el parque, sobre sus patinetas, patines o bicicletas, las parejas felices, nadie nos veía.
- Arreglen esto y vamos a casa. Él va con nosotros - señaló al chico.
Cathy regresó las ramas a su lugar, la tierra donde debía y Carrie eliminó todo rastro de fuego. Yo ayudé a esparcir las cenizas en el aire. En un minuto todo estaba como si nada.
- Gracias Allison - le susurró Mark a la Guía - ya puedes regresar el tiempo a su orden.
- Pero yo...
El tiempo avanzó de nuevo. Mark no la había escuchado.
- Vámonos ya - nos ordenó a todos.
Mark ayudó al chico a levantarse. Él y Cathy lo ayudaban a caminar.
- No te asustes, te explicaré todo esto.
- No - sonrió él - no tienes que explicar nada. Soñaba con esto cuando soñaba contigo - le dijo.
- ¿Soñabas conmigo?
- Sí, muy a menudo. También con ellos y... sus poderes. Y aunque suene raro no me parece extraño, al contrario, es increíble.
Cathy le sonrió de verdad.
- Ese es un problema - Carrie iba a mi lado - ¿Estás bien?
- No - acepté.
¿Cómo estarlo?
- Cathy de verdad quería matarme - susurré más para mí mismo que para Carrie, el dolor me apuñaló justo en la boca del estómago.
- Ella no... - inentó justificarla pero mi mirada incrédula la detuvo - Debe tener una buena explicación.
- Lo dudo.

Y aunque la tuviera no me interesaba escucharla.
Cuando me levanté esa mañana nunca me imaginé que algo así fuera a suceder. Sólo quería estar con ella. Le había llamado "mi novia".
Pero justo ahora... No quería volver a saber nada más de ella.

3 comentarios:

Jane Hale dijo...

Ay no! dios mio, en vedad me hacen tener cambios de humor impresionantes, primero me quede super sorprendida, después me enoje con Cathy, quería matar a Morgan, dios! esto cada día se pone mejor en verdad, me emocione se los juro
les mando un super abraso chicas
:)

♥Alemagic♥ dijo...

Solo con leer el tittiulo ya me estaba dando un infarto, ya sabia yo que Morgan los vería besándose, y después de que sintió bonito al decir que Cathy era su novia y luego, por el amor de dios! Ella quiso matar a mi dulce y tierno Morgan!, esto cada día se pone mejor!
Espero que publiquen pronto me muero por saber como continua

Anónimo dijo...

COMO ME HACEN SUFRIR!!!!!!! Cathy es la peor del minutos y asta la hora!!! QUIEN se le intentos o se le puede ocurrir matar a Morgan (bueno aparte de los malos) el es guapo, amoroso, dulce, el es como novio deseoso de todo chica y Cathy queriéndolo matar…y todo por que por "el príncipe DE Corrine" no DE Cathy………
Me gusto el capítulo sentí la furia/irá de Morgan espero que escriban más
Las quiere
Love Ya
Besos
K=D

No olviden comentar ;)